Conversión de una camioneta a eléctrica

 conversión de una camioneta a eléctrica

Si ya te  has decidido hacer una conversión de una camioneta a eléctrica y ahora necesitas planes detallados para comenzar. Hacer la conversión no es tan difícil, siempre y cuando sigas estos simples pasos.

Encuentra un lugar para trabajar – taller, cochera, etc. Alista tus herramientas: sierras, taladros, llaves, etc.

Localiza una camioneta pequeña que esté en buenas condiciones, con muy poco oxido.

Obtén planos detallados de la conversión de una camioneta a eléctrica.

Es muy buena idea usar una camioneta pequeña para las conversiones, ya que son ligeras y fuertes. Al contrario de los autos pequeños, tienen mucho espacio para las baterías.

Ya que el número de baterías determina el rango, una camioneta pequeña es una muy buena elección.

Recientemente completamos la conversión de una Toyota Tacoma y funciono muy bien.

Recuerda que necesitaras una camioneta de transmisión estándar para comenzar. Las transmisiones automáticas simplemente no funcionan con los motores eléctricos baratos.

No te preocupes si solamente sabes manejar automático. Después de la conversión, tu auto eléctrico se manejara justo como un automático.

Simplemente ponlo en primera y listo, Es bastante sencillo.

Estamos impresionados con la aceleración, lo que ha dejado a muchas personas mirándonos mientras atravesamos rápidamente las calles del pueblo. Este no es un lento carrito de golf, como lo piensan algunas personas.

Tu conversión de camioneta a eléctrica podrá llevar el mismo paso que cualquier vehículo en el pueblo y correr a por lo menos 80 KPH en la autopista.

Con un rango de hasta 160 kilómetros, como se describe en los planos detallados, te llevara a donde quieras ir, cuando quieras ir.

Las dos partes principales de una camioneta eléctrica son las baterías y el motor. Nosotros escogimos un motor DC de 11 pulgadas para nuestra conversión y esto incluso nos permite remolcar leña para el fuego con la camioneta.

Lo que más nos impresiono es que los planos incluso enlistaban fuentes de baterías de ciclo profundo gratuitas que podíamos usar en nuestra camioneta.

Ya que las baterías son uno de los gastos mas grandes (necesitaras alrededor de 16-20), esto realmente ayuda a mantener el costo bajo control – una gran ventaja para familias que tengan presupuestos limitados.

¿Y no es esto por lo que se hace la conversión, para ahorrar dinero?

Adicionalmente a ahorrar dinero en combustible, también ahorraras en reparaciones, ya que la camioneta eléctrica es mucho más confiable. Por el costo de una reparación de tu vehículo actual, puedes manejar una camioneta convertida a eléctrica.

La primera vez que manejes frente a una gasolinera, sabrás exactamente como nos sentimos nosotros.

Con los precios de la gasolina subiendo todo el tiempo, ¿acaso no es tiempo de hacer tu propia conversión? Vamos, ¡comencemos ahora!

conversión de camioneta a eléctrica

Deja un comentario